CIUDAD DE MENDOZA Cascada SAN ISIDRO - Las Heras - MENDOZA (2012) RETORNO A LA PATRIA del Gral SAN MARTÍN - Cajón del Manzano - Tunuyán - MENDOZA Casucha del Rey Puquios - Las Heras - MENDOZA Puente LA ROCA (GAM 8), sobre el río Mendoza camino al Co. Penitentes - Las Heras - MENDOZA Luna sobre el Co. Arco - Las Heras - MENDOZA Ruinas de las Minas Jesuitas de Paramillos - Las Heras - MENDOZA Atardecer en Lagunas del Rosario - Desierto de Lavalle - MENDOZA Cerro Comición - Luján de Cuyo - MENDOZA Capilla Nuestra Señora de las Nieves, ladera Co. Banderita Sur - Puente del Inca - Las Heras - MENDOZA Camino a Manantiales - Tunuyán - MENDOZA Cascada en la Quebrada de los Berros - Luján de Cuyo - MENDOZA Estación GUIDO - Tren Trasandino - Las Heras - MENDOZA Altos Limpios - Lavalle - MENDOZA Casa de las Bóvedas -Estancia Molina (1760) - Maipú - MENDOZA

CAPILLA DE SAN JOSÉ - Lavalle

Campanario de la Capilla de San José (Lavalle). 2018

Nació con el agua del río Mendoza,
que durante las crecidas llegaba a sus puertas.
Sus adobes atesoran la paja del trigo,
que alguna vez alfombró, 
la fertilidad olvidada, del distrito San José.

Vigas de árboles escuadrados a hacha,
horas de trabajo sin descanso,
reducciones y encomiendas españolas,
la voz silenciada del pueblo huarpe.

Apuntes del camino: San José, 06 de mayo de 2018.

La Ruta 40  nos condujo por un mágico paisaje otoñal que se deshacía en ocres, sobre su traza envejecida de baches, hasta la Picada o Calle de los Huarpes, distante a 72 km de la ciudad de Mendoza.

Rebaños a orilla de la Picada Huarpe. 2018
Luego de internarnos 29 km, por una cortada arenosa y salina, bordeada de matorrales espinosos y rebaños de cabras, llegamos a un desvío prolijamente regado, que finalizaba 3,5 km más adelante, en la capilla centenaria.


La fiesta en honor a San José, que inicialmente se celebraba el 19 de marzo, Día del Artesano, se trasladó para los primeros días de mayo, coincidiendo con el santoral de San José Obrero, por cuanto la mayoría de la gente se ausentaba del pueblo, para ir a cosechar a las fincas alejadas.

Llegando a la capillita. 


Doña María "Elsa" Villegas. 2018
Recién llegados y tras andar unos pocos metros, nos encontramos con Doña María "Elsa" Villegas, perteneciente a una de las familia más arraigadas y tradicionales de San José.

Un antepasado suyo construyó el templo y ella tuvo el honor, de estar a cargo del cuidado de las llaves y la capilla (capillera), por muchos años.

Su figura está íntimamente ligada a la historia del lugar, además de ser emblemática y familiar, para quienes tenemos el privilegio de asistir, a estas sencillas celebraciones del desierto lavallino.


Puestos de venta, en la calle de ingreso. 2018
En la calle se respira un aire de discreta felicidad y entre los puestos de venta de artesanías y comidas, se mezclan guitarras, tonadas y curiosos, que se pasean despreocupados por el paraje, que está de fiesta.



Capilla de San José 

(1863)


La Capilla de San José junto con la Capilla del Rosario de las Lagunas del Guanacache, y la Capilla Asunción de la Virgen del Tránsito, de Asunción; constituyen un grupo humilde de templos, conocidos como las Catedrales del Desierto de Lavalle.

Campanario y arbusto de jarilla de los médanos
 (Larrea divaricata). 2018
La capilla de estilo colonial y arquitectura sencilla, está localizada a unos 300 m al oeste del río Mendoza.

Se distingue de las otras del desierto, por la forma piramidal del  techo o cúpula del campanario, sobre el que se asienta la cruz principal, que se divisa a la distancia.

No posee un campo santo contiguo, como las del Rosario de Guanacache (Lavalle) o la del Rosario, del Antiguo Valle de Barrancas (Maipú). El modesto cementerio del lugar, está a unos 50 m más allá del río.

Campanario de la Capilla de San José, Lavalle (vista desde el fondo). 2018
COORDENADAS SEXAGESIMALES
Latitud:  32°23'37.14"S  
Longitud:  68°14'24.24"W 

Distribución de la Capilla de San José.

Se ingresa a la nave, atravesando un atrio sencillo con piso de tierra, que continúa en una galería lateral, que bordea el templo, para luego pasar frente a la sacristía.


Los postes que soportan el techo de las galerías, se asientan sobre traviesas de madera, que impiden su hundimiento en el suelo.

Atrio y cruz atrial, de la Capilla de San José. 2018
Toda la construcción, posee un techo de suave pendiente, construido con torta de barro y paja, asentado sobre  cañas y vigas de troncos de álamos, escuadrados con hacha.

A la izquierda de la puerta principal, se encuentra la cruz atrial.


Las paredes son de adobes y según cuentan, fueron cortados con barro y paja del trigo, que alguna vez alfombró estos rincones, que hoy claman de sed. 

Nave de la capilla San José. 2018
Consta de una nave única, a la que se puede acceder por la puerta principal que está en el frente o por la lateral, que da a la galería.

Junto al altar y a la izquierda, esta la puerta que comunica con la  sacristía.

Posee diez bancos de madera de color marrón, seis en el centro y dos a cada uno de los lados, sobre un piso calcáreo que contrasta con el resto de la edificación.


Como en todos los templos de estilo colonial, el altar está adosado al retablo, por cuánto el celebrante oficiaba la misa, de espalda al pueblo y en latín.

Retablo e imágenes de la capilla. 2018
El retablo está pintado de vivos colores, entre los que sobresalen amarillos y verdes, al igual que en la Capilla del Rosario de Guanacache y del Rosario de Guaymallén.

Posee gran cantidad de imágenes y está adornado con flores artificiales, como en la mayoría de los templos del desierto. 

Sagrario y ostentorio (izq) - antiguo misal con tapas de cuero (der). 2018
A ambos lados del retablo, imágenes de tamaño natural de San José (izquierda) y de la Virgen del Tránsito (derecha), esperan sobre andas el inicio de la procesión.

San José portando al niño Jesús en  su brazo.    La imagen de Ntra Sra del Tránsito, posee cabello natural.
2018

Dos jóvenes, anotando intenciones particulares, para la misa.

Luego de la celebración de la Santa Misa, una ceremonia emotiva signada por un profundo y respetuoso silencio, en la cuál el sacerdote interactuaba con las familias asistentes, entre quienes se destacaban los Villegas, se dio inicio a la tan ansiada procesión.

Procesión en San José, Lavalle. 2018

Una agrupación gaucha estuvo a cargo de la escolta y durante el recorrido, las dos campanas del templo no cesaron de tocar,hasta que las imágenes de San José y la Virgen del Transito, volvieron a su casa.

Una Agrupación Gaucha, espera la partida. 2018
Al finalizar, el sacerdote le pidió a uno de los concurrentes, que tocara y cantara una tonada, tras la cual se efectuó el tradicional sorteo de la rifa, en la puerta de la capilla.

La concurrencia de todos los procesantes y la mirada atenta de los jinetes en sus cabalgaduras, fueron el marco que envolvió de júbilo, tan emotiva celebración.

Afiche publicitario de la FIESTA PATRONAL DE SAN JOSÉ.
La Municipalidad de Lavalle estuvo presente, como en todos los festejos religiosos del secano y proporcionó caminos y rutas mejoradas, regado permanente de calles, baños químicos y centros de recolección de residuos.

CAPILLA DE SAN JOSÉ, Lavalle.

El 27 de abril de 2009, con una serie de errores geográficos e históricos, la Cámara de Diputados de Mendoza, declaró la Fiesta Patronal de San José Artesano, de interés de esa cámara (el proyecto, está aquí
.).

Hasta el momento no fue declarada Monumento Histórico como como ocurrió con la Capilla del Rosario de las Lagunas del Guanacache, ni Bien de Interés Histórico, como la Capilla Asunción de la Virgen del Tránsito, de Asunción.

¡Un río de arena!


LECHO SECO DEL RÍO MENDOZA (a 300 m de la capilla)

Por este río de arena, alguna vez, allá lejos en el tiempo, fluyó el canto vital del agua, arrancándole vergeles al desierto.

Más la historia mendocina le deparaba una gran sorpresa. Cómo si alguien decidiera quién vive y quién no, un día quedó el agua atrapada en diques y represas, para saciar la sed de un oasis urbano creciente, con la consiguiente derrota de la realidad verde del Guanacache

Este lecho que ayer transportó agua, hidrató poblaciones, albergó peces y aves, regó cultivos y proveyó pesca, hoy sólo es ruta de enduristas, areneros, 4x4 y la mirada nostálgica, de los ancianos del desierto de Lavalle, que alguna vez lo vieron correr...



Recorrer la capilla y alrededores, fue despertando sentimientos de serenidad, a la vez que nos permitió tomar contacto con nuestros comprovincianos, su fe y tradiciones, en el remoto desierto lavallino: ¡es un rincón para visitar!

Como siempre, me despido con el deseo de que la vida brinde, buenos senderos para andar.








Otros temas del desierto, que quizás te puedan interesar:



* Catedrales del Desierto.

TOMA DE LOS ESPAÑOLES, Luján de Cuyo

"Plan de la Ciudad de Mendoza, Disposición de su terreno y Curso de sus aguas" (1781).
En el círculo he destacado la TOMA DE LA CIUDAD, sobre el río Mendoza.

En un antiguo mapa de nuestra ciudad hallado en Chile, que data de 1781, se puede apreciar una derivación del río Mendoza, llamada TOMA DE LA CIUDAD, que desemboca en un canal, que posiblemente sea el Cacique Guaymallén.

Curiosamente la fecha del mapa, antecede en pocos años a la construcción de la Toma de los Españoles, por lo que es probable, que haya sido utilizado como referencia, para planificar tan importante obra  pública.

Al existir la Toma de Agua, se generó la necesidad de regular el caudal que abastecía a la ciudad, especialmente durante las crecidas estivales.


 Hace  230  años... 


Al decir Toma de los españoles, la primera imagen que se nos presenta, es la de una ciudad sitiada por el ejército español.

Sin embargo, nosotros los mendocinos que vivimos en un desierto sustentado por una ingeniería del agua, con raíces en los pueblos originarios, sabemos que toma, también puede corresponder a la derivación o desvío de agua, de un río o canal principal



Entre 1783 y 1797 el rey de España Carlos III, designa como Gobernador Intendente de Córdoba del Tucumán, al marqués Rafael de Sobremonte y Nuñez.

En 1788 el Marqués de Sobremonte, visita por segunda vez la ciudad de Mendoza, interiorizándose de los desastres producidos por los aluviones e inundaciones.

DIAGRAMA DE LA TOMA (Google searh)A: río 
Mendoza, B: salida al canal principal, C: Rama desagüe
Por tal motivo le encarga al arquitecto español Don Josep Comte, quien reunía antecedentes como constructor, una obra de derivación en el curso del río Mendoza, destinando la suma de $ 6.000 para dicho emprendimiento

Como la partida demoraba en llegar y con el fin de dar inicio a la obra, el Cabildo dicta un nuevo impuesto a la ciudad para conseguir los fondos y le suma mano de obra de algunos presos, con el objeto de abaratar costos.


El trabajo que estaba previsto en siete meses, demoró más de lo esperado y se inauguró en 1791, sufriendo la primer rotura pocos meses después.



LA TOMA DE LOS ESPAÑOLES


1791 - 2018


La RP 82 nos condujo animadamente, hasta el Distrito Las Compuertas, donde tras comprar una (1)sopaipilla y un pastelito con dulce de membrillo, nos internamos por la Calle Gladis Oltra, que finaliza en un portón abierto, por el que se ingresa al Monumento Histórico Nacional.

Mitad Superior: imagen satelital Google, Inferior: ruinas en la actualidad (2018), centro: Plano de la obra.
LATITUD: 33° 2'40.19"S
LONGITUD: 68°59'4.98"O


La TOMA DE LOS ESPAÑOLES, adquiere su nombre histórico, al haber sido una obra construida por españoles, bajo su dominio, durante la época colonial.


La construcción se realizó con piedras del lugar, unidas por un mortero de cal, arena y aditivos orgánicos, que modificaron las propiedades físicas y mecánicas de la mezcla.

Salida a la Ciudad (izq) y Canal Desagüe (der) 2018
El caudal del río estaba regulado por medio de dos compuertas de madera, que trabajaban independientemente en ambas salidas.

Una, derivaba el agua a una Acequia o Canal Principal que abastecía a la ciudad y la otra, a un Canal de Desagüe, que devolvía el excedente al río Mendoza.


Contrafuertes visto desde la parte superior de la pared. 2018
Una serie de contrafuertes macizos, colocados aguas abajo, refuerzan la estructura proporcionándole resistencia y estabilidad a las paredes, en especial, durante los embates ocasionados por crecidas, en época estival.

Salida de agua al Canal Principal, desde el contrafuerte. 2018
Las bocas de las dos salidas, están construidas con arcos en compresión.

Puente colonial sobre el río Picheuta 2004
Combate de Picheuta 24 de enero de 1817.
Es fascinante esta forma geométrica de construcción, íntimamente ligada a la colonia.

Otro ejemplo testimonial del modelo arquitectónico, es el puente histórico sobre el río Picheuta. 

Sobre la parte superior de la pared, se forma una vereda lo suficientemente ancha, como para permitirle al tomero operar las compuertas y que bien pudo haber sido usada como puente, por la población lugareña de ese entonces.

Pared de la toma de agua, que bien pudo ser usada como vereda 2018.

Detalla de la construcción de la pared y restos de un puntal de madera 2018.

    
Resolución de la SECRETARÍA DE CULTURA, declarándola MONUMENTO HISTÓRICO NACIONAL (1986)

Decreto 325/89 de MONUMENTO HISTÓRICO NACIONAL (1989).
Los años, las crecidas, la falta de mantenimiento y el maltrato, no han deteriorado en demasía la estructura, manteniéndose las piedras unidas firmemente, gracias al mortero original.

Salida al canal o acequia derivadora,  de la ciudad.
Muy pocos testimonios arquitectónicos de la época colonial, se mantienen en pie en nuestra provincia y como cosa curiosa, todas esas obras están a la mano de Dios.

He tenido la suerte de tomar contacto personal con algunas de ellas: antiguos templos, el puente histórico de Picheuta, las Casuchas del Rey con sus 253 años, ubicadas en la cordillera mendocina (Las Heras) y por supuesto, la Toma de los españoles, 221 años en la zona de Las compuertas (Luján de Cuyo).

Nada hace suponer, que en algún momento fueran declaradas Monumentos Históricos Nacionales, ni que hubo cámaras legislativas que sesionaron para ello.

No abunda información sobre esta y otras obras de construcción colonial, siendo la investigación y muchas de las observaciones, descripciones y conclusiones, de mi absoluta responsabilidad.


Puede llegar a ser un buen punto de partida, para una salida de senderismo, bordeando el río Mendoza hacia el este, hasta el Dique Cipolletti (4,5 Km).

Otra alternativa sería ir hacia el oeste unos 1,8 Km, cruzando una pequeña represa, hasta llegar al histórico puente del Tren Trasandino Argentino (TTA), con sus 200 mts de recorrido sobre el cauce del río Mendoza, inaugurado en 1910.

Como siempre, me despido con un abrazo cordial y el deseo de que la vida, siempre nos brinde buenos senderos para andar.







Otros temas que quizás puedan interesarte:



* Casucha del Rey Puquios.



* Historia de Las Casuchas del Rey.

* Capillas históricas.


Copyright © 2015 Huellas Cuyanas